Entrevista a Vera Ruiz, autora de “La distinta”

Entrevista a Vera Ruiz, autora de “La distinta”

La distinta es un libro escrito por Vera Ruiz y publicado en el 2017, nos cuenta la historia de Julia, una niña que padece sordera. Aunque su autora prefiere escribir tras un pseudónimo, desde Nacer Sordo hemos podido ponernos en contacto con ella con el objetivo de acercaros el libro a toda la comunidad sorda.

 

¿Qué significa para ti “La distinta”?

Para mí, “La distinta” es la culminación de un deseo que siempre tuve, que es el de dar a conocer mis experiencias como persona sorda. Es una forma de dar a conocer a la sociedad oyente las necesidades especiales, particularidades y condiciones que pueden girar alrededor de la vida de una persona con discapacidad auditiva.

 

Resume en un pequeño párrafo la trama del libro.

Julia, una niña normal, ve su vida transformarse cuando una enfermedad le deja la secuela de sordera. Sumida en un mundo de silencio, lucha por adaptarse a una sociedad oyente, que no comprende su condición especial. Las crisis, la soledad y su ansia de volver a escuchar, la acompañan a lo largo de su niñez y adolescencia. En su juventud, una operación de implante coclear la llena de esperanza, al devolverle en alguna forma la audición. Sin embargo, su lucha contra los estigmas, los obstáculos y la discriminación, continúa. La tenacidad de la joven la impulsa a seguir adelante, motivada por la calidez de las relaciones filiales, la amistad, y, también, el complicado amor.

 

¿En qué momento y cuál es el motivo por el que te decidiste a escribirlo?

El 2 de julio del 2015, se aprobó en España una reforma para el artículo 56 del Código Civil, que establece que las personas con deficiencias mentales, intelectuales o sensoriales necesitarán un dictamen médico sobre su aptitud a la hora de contraer matrimonio. La  inclusión del término “sensoriales”, indica que las personas con discapacidad auditiva son afectadas por esta ley. Esto evidencia que las posturas discriminatorias  de la sociedad respecto a los sordos, y personas con algún otro tipo de deficiencia sensorial, como la visual o del tacto, continúan vigentes.  La ley estaba por entrar en vigor en junio del 2017, pero favorablemente el Senado eliminó esta exigencia.  El impacto que tuvo en mí el conocimiento de que la sociedad española pretendía dictaminar este tipo de reglamentaciones para las personas con discapacidad auditiva, me motivó a presentar mi obra “La distinta” ante la editorial española Caligrama.

 

Indicas en tu biografía que aprendiste a desenvolverte en el mundo oyente, ¿cómo lo has conseguido?

A raíz de la sordera profunda adquirida en mi infancia, como secuela de una enfermedad, aprendí la técnica de la lectura labial, la misma que me permitió conducirme en el mundo oyente, dentro del ámbito familiar, educativo y social.  En mi juventud, tuve la oportunidad de acceder a un implante coclear, que me devolvió en cierta manera la audición y me ha permitido un desarrollo de la adaptación a mi discapacidad.

 

¿Qué supone para ti la sordera?

Para mí la sordera es una condición que presenta una persona,  pero de ninguna forma la llegaría a considerar como una enfermedad, ni como un impedimento. Al contrario, es una oportunidad para quienes la tenemos, de demostrar que podemos desenvolvernos en la vida y salir adelante, con voluntad, persistencia y determinación; y con una correcta inclusión, accesibilidad y comprensión por parte de la sociedad oyente.  La sordera no debe definir a una persona, sino sus cualidades particulares, que la hacen un individuo único.

 

¿Has encontrado alguna dificultad a la hora de publicar el libro por ser una persona con discapacidad auditiva?

Al contrario, he recibido mucho apoyo de parte de Editorial Caligrama, que desde el principio manifestó mucho interés en el tema de la discapacidad auditiva,  que es una problemática que todavía necesita mucha difusión en la sociedad.

 

La autora del libro, Vera Ruiz, es un pseudónimo que utilizas, ¿por qué prefieres el anonimato?

Prefiero el anonimato porque no deseo que los lectores pongan un rostro específico al personaje de Julia Ruales. Julia representa las vivencias que puede tener cualquier persona sorda, de los 360 millones de personas con discapacidad auditiva que existen actualmente en el mundo: sordos oralistas, que emplean lectura labial; signantes; usuarios de audífono, implante coclear, vincha ósea…

 

¿Por qué recomendarías a la gente que se decida a leer este libro?

Recomiendo “La distinta” porque es una historia envolvente que adentra al lector en el interesante y muy importante tema de la  discapacidad auditiva. La obra cuenta  con personajes logrados y desarrollados,  con los que resulta bastante sencillo simpatizar, de manera principal con la protagonista, Julia Ruales. La narración de la novela es sencilla de comprender para cualquier tipo de lector, lo que permite que la lectura sea muy amena.

 

¿Crees que podría cambiar la manera que tiene la sociedad de ver la sordera?

La sensación que experimenta el lector al leer la novela, involucrándose en el mundo de la sordera, lo coloca en el papel de las personas que la padecen, lo que contribuye a que se cree una mayor empatía de la persona para con esta discapacidad, al conocer las dificultades que los sordos afrontan en su vida diaria, en el medio oyente en el que se desenvuelven.

 

En el futuro, ¿te planteas seguir escribiendo?

He recibido mensajes que me preguntan acerca de una segunda parte de la obra, lo que me lleva a pensar que en cualquier punto de nuestra vida, uno siempre tiene más experiencias por vivir y más páginas por escribir. Es posible que, al transcurrir una nueva etapa de mi vida, me encuentre de nuevo escribiendo.

 

¿Te gustaría comentarnos algo adicional?

Me es grato expresar mis agradecimientos a Nacer Sordo por apoyar estas iniciativas relativas a la discapacidad auditiva, contribuyendo a la difusión de la obra “La distinta”. Muchas gracias también por la oportunidad de conceder esta entrevista.
¡Un saludo Cordial!
Vera Ruiz.